«Tanto el gobierno como la jerarquía católica se han empeñado en enterrar una parte de la verdad y la memoria sobre los bienes inmatriculados»

Religión Digital

El Ejecutivo abre la puerta a modificar el estatus de los bienes inmatriculados a partir de la futura ley de Patrimonio Histórico, y asegura que aceptar los informes de la Iglesia «en absoluto» supone dejar finiquitada la cuestión de las inmatriculaciones

Barriocanal: «La mayoría de los bienes son generadores de gastos (…). La Iglesia es custodia de los bienes, que pertenecen al pueblo cristiano, no al obispo (…). No queremos privilegios y tampoco discriminaciones. A mí me sigue resultando curioso dudar que la catedral de Zaragoza no sea de la Iglesia de Zaragoza»

Antonio Manuel Rodríguez (Recuperando):»No se cambian las cosas porque tendría unas consecuencias tremendas (…). La jerarquía católica ha inmatriculado lo que antes poseía (…). La Iglesia tiene a su nombre más del 80% del patrimonio histórico»

“En griego, Memoria y Verdad tienen la misma raíz. La memoria sin verdad es olvido, la verdad sin memoria, es mentira. Y tanto el gobierno como la jerarquía católica se han empeñado en enterrar una parte de la verdad y la memoria sobre los bienes inmatriculados”. Antonio Manuel Rodríguez, de la plataforma Recuperando, marcó una ‘línea roja’ en el debate sobre los ¿mal llamados? Bienes de la Iglesia. En un debate organizado por Redes Cristianas, y en el que también participaron Fernando Giménez Barriocanal, por parte de la Conferencia Episcopal; y Alberto Herrera, desde el Ministerio de Presidencia. Y en el que sobrevoló una pregunta. Los bienes inmatriculados, ¿son del pueblo cristiano, como asegura la Iglesia, o son del pueblo, sin etiquetas, como afirman los colectivos patrimonialistas?…Leer más (Jesús Bastante)